S

uma y sigue Las Rozas, que parece no tener techo. El cuadro de Lolo Escobar enlazó su séptima victoria consecutiva, con la que se afianza en el liderato, al aumentar en dos puntos su ventaja con respecto a sus más inmediatos perseguidores. Todo ello a costa de un buen Alcalá, que durante algún tramo del partido sometió al líder, pero que cae a puestos de descenso.

GALERÍA DE IMÁGENES | Las mejores imágenes del partido, haciendo clic aquí.

En líneas generales, la séptima victoria consecutiva del líder fue justa. Dolorosa para los rojillos, al llegar el gol de la victoria en tiempo de prolongación, pero justa viendo el desarrollo del partido. Aunque los complutenses pusieron en jaque al líder por momentos, lo cierto es que el dominio y control de los roceños fue mayor, en cuanto a tiempo y calidad. Una maquinaria la engrasada por Lolo Escobar, que funciona prácticamente como un reloj, juegue quien juegue. Dos indiscutibles como Iñaki y Rubén Blanco no pudieron ser de la partida, dos importantes ausencias que no se notaron. Aunque para bajas, las de los alcalaínos que sin embargo repitieron alineación por tercera jornada consecutiva.

Pronto se adelantaron los serranos en el marcador. Apenas se habían cumplido quince minutos desde el pitido inicial, cuando Calleja convirtió un rechace de la zaga visitante en un golazo. El ex del Adarve empaló el balón según le vino desde fuera del área, y lo clavó en la mismísima escuadra sin que Juancho pudiera hacer nada. Poco antes, el meta le había quitado dos goles cantados a Albur y Jime en dos paradas a bocajarro.

Por delante en el marcador, el líder levantó el pie del acelerador. O más bien, los rojillos comenzaron a pisarle. Los de Jorge Martín de San Pablo se hicieron con el balón, y comenzaron a jugarlo con fluidez y calidad, aunque sin crear mucho peligro. El buen hacer de la defensa local, impedía el avance de los alcalaínos en el último cuarto del campo, sin hacer intervenir a Yelco. De hecho, la única vez que el meta tuvo que intervenir, acabó con penalti favorable a los forasteros. En un contragolpe, Timo se plantó solo delante del guardameta, que salió hasta la frontal del área, y se vio obligado a derribar al canterano rojillo para evitar que marcara. Pulido Valero no lo dudó un solo instante, y decretó el punto de penalti. El encargado de ejecutar el máximo castigo fue Nanclares, que empató el encuentro con un lanzamiento alto, ajustado al palo diestro según defendía Yelco. Tanto, que aunque el cancerbero adivinó la intención del vallecano, no llegó ni a rozar el esférico.

Con el partido de nuevo igualado, Las Rozas volvió a dar un paso al frente, pero no fue hasta el último minuto del primer acto, cuando volvieron a ponerse por delante en el marcador. Y fue tras una jugada del laboratorio de Lolo Escobar. Calleja sacó de banda, combinó con Jime que le devolvió el balón; para que el diez pusiese un centro medido para Goal, que en boca de gol la empujó para hacer el segundo, justo antes del descanso.

Más que nunca, se puede considerar psicológico el tanto del ex del Villanueva del Pardillo. Tras el paso por vestuarios, el líder salió más entonado poniendo cerco a la portería de Juancho. El líder se hizo con el control del balón, y lo jugó con criterio y precisión, buscando cerrar el partido. Y lo tuvieron y merecieron los de Lolo Escobar, pero no anduvieron tan atinados de cara a gol como en sus anteriores partidos en casa. Aunque Juancho le quitó goles a Goal a Jime, lo cierto fue que las mejores ocasiones de los roceños se marcharon rozando los palos, en dos acciones de Jime. Incluso el efecto óptico engañó a más de uno en una acción de Goal.

Viendo que el partido se le iba, Jorge Martín de San Pablo comenzó a mover el banquillo, y aunque los cambios no participaron mucho en el juego, el desarrollo del mismo cambió. Poco a poco, el Alcalá se sacudió el dominio local, aunque solo creaba peligro a balón parado (acciones de Edu Prieto y Navarro); modo del cual lograron el empate. Navarro botó una falta muy cerrada al primer palo, que despejó como pudo Yelco junto al palo. El balón continuó por el área, por donde apareció el capitán Benítez para empatar el encuentro a siete para el final.

De nuevo restablecida la igualada, el Alcalá (espoleado por su afición que apretó de lo lindo), se volcó en búsqueda del tanto de la victoria. Los visitantes merodeaban más el área rival, y daban más sensación de peligro, sin que Las Rozas le perdiera la cara al choque. El partido estaba precioso y cualquiera podía ganar, y finalmente los tres puntos se quedaron en Navalcarbón. Corría el cuarto minuto del añadido, cuando Raúl Díez se aprovechó de un despeje de la defensa forastera, para soltar un misil cruzado y bombeado, que se coló junto al palo largo sin que Juancho pudiese hacer nada. Un golazo para poner la firma a un gran partido, con una dedicatoria especial: Claverías. El joven jugador local, había perdido a su padre la misma noche del partido, pero no quiso faltar junto a sus compañeros, los cuales le dedicaron la séptima victoria consecutiva.

 

GALERÍA DE IMÁGENES | Las mejores imágenes del partido, haciendo clic aquí.
LAS ROZAS
Yelco (A); Raúl Díez (A), Nogueira, Guadaño (A), Lúcas (A); Calleja, Cruz (A); Albur (Claverías 80’), Cobos (A), Jime; y Goal.
ALCALÁ Juancho; Edu Prieto, Rafa, Benítez, Navarro; Del Valle (Jorge Rojas 58’), Gonzalo Rodríguez (De la Cuerda 68’), Pablo Rojo (Mani 75’), Gonzalo Merchán (A); Nanclares y Timo.
GOLES 1-0 Calleja (15’); 1-1 Nanclares (penalti) (33’); 2-1 Goal (45’); 2-2 Benítez (83’); 3-2 Raúl Díez (94’).
ÁRBITRO Pulido Valero (1)
INCIDENCIAS Dehesa de Navalcarbón, unos 150 espectadores.
Los Importantes 2018/2019
LAS ROZAS
ALCALÁ
3. Calleja 3. Navarro
2. Jime 2. Juancho
1. Raúl Díez 1. Benítez
E: Lolo Escobar 3 E: Jorge Martín de San Pablo 2

LEAVE A REPLY

Escribe tu comentario
Por favor, introduce tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.