El Rayo Majadahonda se clasificó para semifinales de la Copa RFEF.

Informa: Redacción EGM (Madrid). | FOTO: Archivo.

Un gol desde el punto de penalti ha dado hoy el pase a cuartos de final de la Copa Federación al Rayo Majadahonda que hizo, además, valer el triunfo conseguido hace dos semanas en el Pedro Escartín. Plantaron cara los alcarreños pero la fortuna se situó de parte del conjunto majariego.

RAYO MAJADAHONDA
GUADALAJARA

1

0

RAYO MAJADAHONDA

Miguel Ángel, Rubén (Lorente 59’), Pesca, De Pedro, Sergi (Oliva 78’), Toni, Carco; Rubén Blanco (José Luis 67’), Quique, Álex, Borja.

GUADALAJARA
Ferrán Ferri; Lee (A), Borja Escoms, Robin (Guille 56’), David; Ablanque (Cabo 76’), Iván Rubio; Edipo, Marqués, Dani Ponce (Borja 68’), Dani Iglesias.
GOLES

1-0 Quique Vázquez (p) (75′)

ÁRBITRO
Romero Serrano
INCIDENCIAS
Estadio Cerro del Espino, 150 espectadores.

Pocas oportunidades pudieron verse en una primera parte igualada, en la que los locales manejaron el cuero ante un conjunto alcarreño que prefería sorprender a la contra. Alex disfrutó de una buena oportunidad que el guardameta visitante, Ferrán Ferri, abortó con acierto.

De ahí al descanso, los alcarreños buscaron el gol en varias ocasiones, como un buen disparo de Edipo desde la frontal que Miguel Ángel hubo de despejar, al igual que con un centro de Marqués sobre Dani Iglesias que el guardameta local también abortó con acierto. Pero el Rayo Majadahonda no se vino atrás y disfrutó de una gran ocasión con un disparo desde dentro del área de Rubén Blanco que Ferri desbarató con buenos reflejos.

Tras el descanso, salió fuerte el Guadalajara, que lo intentó con un remate de Iván Rubio y un disparo de Edipo, ambos cortados con la buena actuación de Pesca. En el minuto 57 pudo llegar el gol manchego, al quedarse Dani Iglesias solo ante Miguel Ángel, cruzando el balón, que se marchaba fuera.

Pero cuando más apretaba el Guadalajara llegaría el gol majariego, tras el derribo de Lee a Alex dentro del área. Quique Vázquez se encargaba de materializarlo con acierto, haciendo subir el 1-0 al marcador, que, a la postre, sería definitivo. De ahí al final, poco más pudo verse que dos buenas ocasiones de Dani Iglesias y un remate de Guille, que buscaron el empate, sin éxito.

Dejar respuesta

Escribe tu comentario
Por favor, introduce tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.